• Lûtea Comunicación

Todas las veces en las que entendimos que la moda es arquitectura

Actualizado: nov 13

El primer paso para crear cualquier tipo de prenda es plantear su patrón, es decir, el molde que nos ayudará a entender de cuántas piezas está formada y de qué tamaño son. Una vez obtenido, se corta la tela y comienza la confección. Por eso, creemos que moda y arquitectura tienen muchas cosas en común, ambas necesitan guiarse por un plano y se basan en formas y estilos para crear. A continuación, repasaremos todos los motivos.



1- Lo decía Balenciaga...

Siempre se ha considerado que Cristóbal Balenciaga era un arquitecto de la moda, pues desde que comenzó su carrera a principios del siglo XX era capaz de encajar los patrones como las piezas de un puzzle. Su objetivo era crear siluetas perfectas que rompían con lo establecido hasta el momento. Sus prendas, no solo vestían mujeres, las armaban de carácter, de la misma forma que los pequeños detalles hacen que los edificios sean únicos. Durante toda su trayectoria, recibió comentarios de otros diseñadores que corroboran la teoría, uno de ellos fue Hubert de Givenchy, quien dijo que era "el arquitecto de la Alta Costura". Balenciaga siempre defendió que "un buen modisto debe ser arquitecto para la forma, pintor para el color, músico para la armonía y filósofo para la medida".


2- ... y lo demostró con su trabajo

Personalizó los trajes, dio nuevos volúmenes a los vestidos y tenía el don de crear looks compuestos por diferentes capas que se enlazaban de forma natural.




3- Zaha Hadid no se cansó de confirmarlo

Era una estrella de la arquitectura contemporánea y fue la primera mujer en ganar el premio Prizker. Tanto los edificios como los espacios que concibió son reconocidos a nivel mundial y se caracterizan por tener un aire vanguardista y por liderar la arquitectura del siglo XXI. Sin embargo, su visión iba más allá, realizó multitud de colaboraciones con marcas de moda en las que dejó más que demostrado que las dos disciplinas se complementan.



De todas sus aportaciones al mundo de la moda, destacan los zapatos, pues supo moldear su visión como arquitecta para dar vida a los pies. Uno de los ejemplos más impresionantes es este par que imprimió en 3D para la Semana del Diseño de Milán en 2015. Se trata de unos zapatos que destacan por su estructura, ya que se asemeja a la de los edificios modernistas.


Otras colaboraciones que realizó fueron para Lacoste, Georg Jensen, Louis Vuitton o United Nude.


4- Las pasarelas nos lo recuerdan cada temporada

A la hora de sacar una colección, la puesta en escena es vital ya que es una parte esencial de la inspiración. En las pasarelas, se crean universos exclusivos para las prendas que desfilan o se eligen localizaciones que van acordes con la inspiración. Las presentaciones más llamativas son las de Alta Costura, pero podemos encontrar buenos ejemplos entre nuestros diseñadores, como la propuesta que hizo Palomo Spain para primavera/verano 2018 en la que pudimos ver cómo las piezas representaban la estética y el alma de un hotel, el Hotel Palomo, y cómo había pequeños detalles, como pendientes o bolsos, que encajaban con la arquitectura y elegancia del Wellington.






Desde Lûtea, sabemos que arquitectura y moda seguirán yendo de la mano por muchas vueltas que den las tendencias. Cualquier cosa puede inspirar a un diseñador: una nueva ciudad, un edificio, un museo, un mueble, incluso los sitios que lleva viendo toda la vida. A veces, los elementos más cotidianos, esos que a simple vista pasan desapercibidos, pueden ser el punto de partida de grandes colecciones.


Contacto

SI TIENES PREGUNTAS O NECESITAS PRESUPUESTO,

NO DUDES EN CONTACTARNOS

instagram: @lutea______

  • Ícono negro de Instagram
  • Ícono negro de Pinterest

© 2020 Lûtea Comunicación